fotosíntesisAdemás de su función decorativa y -para algunos- casi espiritual, también es muy comentado el efecto beneficioso de las plantas de interior en la calidad del aire de los espacios cerrados. Ese supuesto beneficio se debe a la fotosíntesis, proceso químico que todas las plantas utilizan para alimentarse y donde convierten CO2 en oxígeno.

Dejamos algunas líneas abordando los mitos y verdades sobre cómo influyen las plantas en la calidad del aire de espacios como el hogar.

Las plantas respiran como los demás seres vivos

Como los mamíferos, reptiles o aves, las plantas respiran oxígeno y expiran CO2. Y, además, lo hacen durante el día y la noche. Sin embargo, durante las horas de sol, las plantas aprovechan la luz del sol para alimentarse a través de la mencionada fotosíntesis. Y de esa alimentación, curiosamente, las plantas generan un desecho: el oxígeno. ¿Cómo lo hacen? Absorben el dióxido de carbono por los estomas (poros que tienen en las hojas), realizan la fotosíntesis para generar oxígeno y lo expulsan por esos mismos poros.

Cómo y cuándo mejoran el aire las plantas de interior

Sólo cuando realizan la fotosíntesis. Es decir: por el día. Y esto nos lleva a afirmar que cuántas más horas de sol más procesos de fotosíntesis y más emisión de oxígeno.

No obstante, vivir en lugares con menos horas de sol no significa que las plantas contaminen el aire de manera dañina para la salud ¿Por qué? Por la sencilla razón de que la cantidad de CO2 que emiten las plantas al respirar es más de diez veces inferior a la de los humanos. Así, ese mito sobre lo perjudicial que puede ser dormir con plantas en una habitación no es cierto. Harían falta cientos para que la calidad del aire se viera diezmada.

No es necesario que las plantas de interior reciban luz directa del sol

De hecho, hay plantas que se pueden secar si se exponen directamente al sol. Además, sólo con la iluminación diurna pueden realizar la fotosíntesis.

Al mismo tiempo, también es cierto que las plantas de interior no deben estar en lugares demasiado oscuros porque, como el resto de las plantas, requieren realizar la fotosíntesis para alimentarse.

Un síntoma de una mala ubicación de la planta en cuanto a la iluminación es que sus hojas se amarillezcan. Este problema también se puede deber a la falta de un buen sustrato o al exceso de agua.

Beneficios de las plantas para regular la humedad ambiente

Es del todo cierto que las plantas de interior ayudan a regular la humedad de espacios cerrados, especialmente a la baja para evitar la aparición de hongos, moho o provocar problemas respiratorios.

En el hogar es importante contar con un 40% y 60% y hay algunas plantas que absorben la humedad de forma muy eficaz: el Lirio de la Paz, el Bambú o el Helecho, son algunos ejemplos. Precisamente porque necesitan mucha agua para desarrollarse.

¿Absorben las plantas las ondas electromagnéticas?

En concreto el cactus. Pero el hecho de tener, por ejemplo, esta planta entre el ordenador y el usuario no evita ningún daño. La razón es que los aparatos eléctricos, aunque emiten ondas electromagnéticas, estas no son nocivas por ser muy poca cantidad.

Pero sí es cierto que un cactus (además de otras entidades orgánicas) absorbe ondas electromagnéticas y, de alguna manera, purifica el aire de radiaciones.

¿Son las plantas de interior útiles para reducir los problemas respiratorios?

Aunque airear un hogar siempre va a renovar el aire de forma mucho más rápida, es cierto que las plantas, durante la fotosíntesis, también absorben otros gases y elementos del aire más allá del CO2.

Esto es importante porque en entornos cerrados -especialmente en invierno- se suele saturar el aire con ambientadores, productos de limpieza y otras partículas cuando, por ejemplo, se cocina. Así, hay plantas como la Marginata que depuran el aire de productos como el benceno.

Hasta aquí algunos mitos y verdades sobre los beneficios que las plantas de interior tienen en los hogares.